Skip to main content

Habilidades sociales es un término muy amplio, pero también se utiliza de forma bastante específica en el contexto de la Inteligencia Emocional.

En inteligencia emocional, el término «habilidades sociales» se refiere a las habilidades necesarias para manejar e influir eficazmente en las emociones de otras personas.

Esto puede parecer manipulación, pero en realidad puede ser tan simple como comprender que sonreír a las personas les hace devolverles la sonrisa y, por lo tanto, puede hacerles sentir mucho más positivos.

La inteligencia emocional comienza con comprender las propias emociones (autoconciencia), luego ser capaz de gestionarlas (autorregulación) y utilizarlas para alcanzar tus objetivos (automotivación).

Una vez que eres capaz de comprenderte y gestionarte a ti mismo, empiezas a comprender las emociones y sentimientos de los demás (empatía) y finalmente a influir en ellos (habilidades sociales).

La verdadera comprensión emocional implica algo más que comprender las propias emociones y las de los demás. También debe poder utilizar esta información en sus interacciones y comunicaciones diarias. Por tanto, poder interactuar bien con los demás es una habilidad importante de la inteligencia emocional.

Las habilidades sociales, como la capacidad de escuchar activamente, las habilidades de comunicación verbal y no verbal y la persuasión, te permiten construir relaciones significativas con los demás y desarrollar una comprensión más sólida de ellos y de ti misma.

El término «habilidades sociales» cubre una amplia gama de habilidades.

Las habilidades sociales, en el sentido de la Inteligencia Emocional, incluyen:

  • Habilidades de persuasión e influencia.
  • Habilidades de comunicación
  • Habilidades de gestión de conflictos
  • Habilidades de liderazgo
  • Habilidades de gestión del cambio
  • Construcción de vínculos (Rapport)
  • Colaboración y Cooperación (Habilidades para trabajar en equipo)

Estas habilidades también son importantes en tu lugar de trabajo. En entornos profesionales, los gerentes se benefician del uso de habilidades sociales para construir relaciones y conexiones con sus empleados. Los trabajadores también se benefician al poder desarrollar una relación sólida con líderes y compañeros de trabajo.

Cómo mejorar tus habilidades sociales:

  • Haz preguntas abiertas
  • Observa las habilidades sociales de otras personas.
  • Práctica un buen contacto visual
  • Practica la escucha activa
  • Muestra interés en los demás.
  • Rompe el hielo en situaciones para ayudar a iniciar conversaciones.
  • Cuida tu lenguaje corporal

Cuéntame cuál tema te gustaría para un próximo artículo